Informe mezquino

Por Juan José Solis Delgado

Este dos de septiembre, Felipe Calderón rendirá su informe mediático a los ciudadanos mexicanos. No lo hará ante el Congreso de la Unión, porque ya desde la época del torpe Fox, los legisladores decidieron sepultar el día del presidente, y basta con mandar a un mensajero a dejar el paquete en una ceremonia insustancial y sin muchos reflectores. No obstante el necio de Calderón se ha mandado a hacer su propio día de (mal) informar a todo aquel que lo quiera escuchar.

Todo apunta a que el cuarto informe de gobierno de Calderón será vacío y mentiroso, pero los medios de masas estarán ahí para hacerle el caldo gordo, justificando otro año más de inacción. Desde hace una semana, por prensa, radio y televisión, nos han recetado unas ráfagas interminables de anuncios que sustentan que México es el país de las maravillas, por ejemplo, el más sonado es la construcción de carreteras, que dicho sea de paso, son bloqueadas por los narcos. Como siempre sucede, se escuchan expresiones huecas y redundantes: “por primera vez”, “nunca en toda la historia”, “más que en todos los sexenios anteriores”, etcétera, etcétera, etcétera.

Pero seguramente lo que no dirá Calderón en su informe mediático, es que no ha logrado fortalecer la economía del país, de tal manera que por ello, no sube el índice de crecimiento, y por ende, no hay oportunidad de instrumentar las condiciones para generar más empleos. Siendo que fue una de sus banderas de campaña.

En materia política, ojala que Calderón reconozca, que tampoco ha podido fortalecer la vida democrática del país, ya que su partido se vio obligado a aliarse con el PRD de Jesús Ortega, y no han pasado de masturbarse uno al otro sin conseguir ninguna reforma (ni siquiera eliminar la tenencia que también fue una promesa de campaña). En todo caso, es el PRI quien le ha marcado la agenda y Calderón no ha tenido más remedio que someterse a los designios de los dinosaurios.

Pero el tema que seguramente atrapará el discurso memo de Calderón será la seguridad nacional. Se afirma que la captura de La Barbie es sospechosa en el sentido que pudiera crear la idea de avance en la lucha contra el crimen organizado, de hecho a esta aprehensión el gobierno de Estados Unidos le ha dado el visto bueno al trabajo de Calderón; sin embargo, es un hecho contundente que se ha fallado y la guerra está perdida.

En el momento que Calderón este leyendo su telediscurso, seguramente continuará la ola de violencia, muertos hoy y más muertos mañana, los secuestrados estarán en una casa de seguridad disminuidos a la espera del pago de los rescates, los levantados seguirán con estatus de desaparecidos, la ofertas del empleo serán nulas, las condiciones de empleo seguirá siendo abusivas por parte de los empresarios ambiciosos, los robos a transeúntes, autos o casas habitación no pararan, los migrantes seguirán siendo abusados… y el país… seguirá con una educación deficiente, con profesores normalistas (casi todos) mal preparados como consecuencia de su sindicato corrompido, periodistas deshonestos, medios manipuladores, políticos inmundos, empresarios explotadores… los recursos destinados a la docencia e investigación científica y tecnológica serán insuficientes para las necesidades requeridas.

Y mientras el crimen organizado, seguirá sembrando el terror… como mecanismo de comunicación más eficaz y eficiente que el discurso vacío y mezquino de Calderón.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s